Una vez te aprueban el ingreso mínimo vital, deberías recibir un mensaje de texto notificándolo, y pocos días después una carta con la resolución, que también estará disponible en la sección de notificaciones telemáticas de la sede electrónica de la Seguridad Social. En ella indicará, entre otras cosas, el importe mensual que te corresponde y la fecha de efectos, que no es otra cosa que la fecha desde que tienes reconocida la prestación.

Recuerda que si presentaste la solicitud antes del 1 de enero de 2021 y tenías correctamente acreditados todos los requisitos antes de esa fecha, tendrás derecho a percibir el pago con efecto retroactivo desde el 1 de junio de 2020, independientemente de cuándo haya sido aprobada.

Para conocer la cuantía total que deberías cobrar, has de multiplicar el importe mensual por el número de meses atrasados. Esta cantidad debe ser ingresada de manera íntegra en el primer pago, y a partir del segundo mes, el importe mensual correspondiente de manera sucesiva.

Cabe señalar, que el día de cobro, dependerá en primer lugar de cuándo haya sido aprobada la solicitud:

  • Si fue aprobada antes del día 11, deberías cobrar a finales del mismo mes o principios del mes siguiente.
  • Si fue aprobada a partir del día 11, deberías cobrar a finales del mes siguiente o principios del posterior.

El día exacto de cobro variara en función de la entidad bancaria donde tengas domiciliada la prestación, pero por lo general, el ingreso se hace efectivo del 23 al 5.

¿Qué problemas pueden darse con el cobro de la prestación?

En ocasiones, puede ocurrir que exista algún problema con el pago del ingreso mínimo vital. A continuación te exponemos una serie de posibles situaciones y a qué se pueden deber.

  1. No he recibido los atrasos, o la cantidad no es la correcta
  2. He recibido el primer pago con los atrasos, pero no me han ingresado el mes siguiente
  3. No he recibido ningún ingreso

En el primer caso, casi con total seguridad se debe a un fallo por parte de la Seguridad Social, ya que si existieran deudas con esta entidad, es muy improbable que se descontaran directamente.

En el segundo caso, puede ser un fallo de la Seguridad Social, pero también cabe la posibilidad, aunque es menos probable, que haya surgido algún problema con tu cuenta bancaria, o que te hayan suspendido la prestación ya sea por incumplir alguna de las obligaciones o porque hayan dejado de concurrir los requisitos exigidos. En tal caso, este hecho debería haberse notificado.

En el tercer caso, lo más factible es que el problema esté relacionado con tu cuenta bancaria, bien porque no indicaras el número de cuenta correcto, no seas titular de la misma, o porque tu entidad haya la haya bloqueado por falta de uso u otro motivo.

¿Qué puedo hacer si me encuentro en alguna de estas situaciones?

Antes de nada, deberías comprobar que indicaste el número de cuenta correcto en tu solicitud, para ello puedes descargarla desde la página web de solicitud del ingreso mínimo vital. Si no estuviera bien, puedes hacer un cambio de cuenta en la sede electrónica de la Seguridad Social, y si aún tienes abierta la solicitud, es conveniente que también la adjuntes a la documentación ya presentada.

En caso de que el número de cuenta esté correcto, deberías cerciorarte de que no existe ninguna restricción o bloqueo en tu cuenta bancaria, consultándolo directamente con tu entidad. Recuerda que para poder cobrar en la cuenta indicada, debes ser tú el único titular de la misma.

Si no hay ningún problema con tu cuenta, lo que debes hacer es enviar un escrito a la Dirección Provincial del INSS correspondiente. Puedes hacerlo por correo postal o bien de manera telemática desde el servicio para la presentación de escritos, solicitudes y comunicaciones de la sede electrónica de la Seguridad Social, explicando lo ocurrido y aportando la documentación que consideres oportuna.

En unos pocos días deberían contestarte y comunicarte la causa del problema. En caso de que fuese un fallo por parte de ellos, procederían a regularizar el pago y te indicarían de qué modo lo harían.