A lo largo de esta semana muchas personas han estado recibiendo, de manera telemática y también por carta, un documento que informa acerca de la revalorización del ingreso mínimo vital. Se trata de un incremento del 1,8% que fue aprobado en los Presupuestos Generales del Estado para las prestaciones no contributivas, como es el caso del IMV. Este aumento deben haberse materializado desde enero, y continuar durante todo el año 2021. 

El documento indica la cuantía anual total y un desglose por cada beneficiario de la unidad de convivencia, con la cantidad mensual, una vez aplicado el incremento. 

 

En muchos casos se están produciendo fallos en los datos reflejados en dicho documento, ya sea porque el importe es distinto del que se venía percibiendo una vez sumado el incremento del 1,8%, o bien porque falte algún miembro de la unidad de convivencia, y por lo tanto no se ha tenido en cuenta a la hora de calcular la cuantía.

Si es tu caso, debes reclamar a la dirección provincial del INSS que te corresponda en los 30 días hábiles siguientes a haber recibido la notificación, dando parte de lo sucedido mediante la presentación de un escrito para que subsanen el/los error/es. Junto a éste debes aportar la documentación que creas conveniente. Durante el proceso de revisión es posible que te requieran algún documento adicional.

Una vez verificada tu reclamación , te deberán notificar la resolución, donde se te indicará el procedimiento para regularizar el cobro.